El Instituto Balseiro es sinónimo de excelencia, con físicos e ingenieros egresados que se desempeñan en entidades nacionales y del exterior como máximos referentes en sus disciplinas. Pero entrar no es fácil, sino que hay cupos limitados que son compensados con becas para que, los que ingresan, puedan dedicarse solamente a estudiar. Hasta 2018, se recibieron en la institución 715 licenciados en Física y 472 ingenieros

«El Instituto Balseiro es una escuela de física e ingeniería que nace en los ´50 fruto de un acuerdo entre la Universidad Nacional de Cuyo y la Comisión Nacional de Energía Atómica, que pide hacer una escuela de física», contó en el programa «Comunidad de Negocios», por LN+ Carlos Balseiro, director del instituto e hijo del doctor en Ciencias Fisicomatemáticas por el que se bautizó así al lugar.

Y a los físicos luego se sumaron los ingenieros, ya que en los ´70, con la construcción de plantas nucleares en el país, se necesitaban ingenieros en esa disciplina. «Más adelante, el instituto también abrió una ingeniería mecánica y una carrera de ingeniería en telecomunicaciones. Tenemos cuatro carreras de grado además de posgrados, maestrías y doctorados y la idea es convocar a jóvenes que tienen vocación por la ciencia y la tecnología a acompañarnos en esta aventura de generar conocimiento en La Patagonia», afirmó.En cuanto a los ingresos, dijo que la idea es formar pequeños grupos de estudiantes. «La universidad tiene la misión de educar a gran escala y la visión de la Comisión Nacional de Energía Atómica es tratar de seleccionar a algunos estudiantes para incorporarlos a los grupos de investigación y desarrollo. La escuela de física e ingeniería funciona dentro de un gran laboratorio de investigación y desarrollo así que todos los años convocamos a 15 estudiantes para la licenciatura en física, 15 para la carrera de ingeniería nuclear y lo mismo para ingeniería mecánica e ingeniería en telecomunicaciones».

Y la exigencia es alta porque, de acuerdo con María Luz Martiarena, secretaria de Vinculación e Innovación del Instituto, cuatrimestre a cuatrimestre los estudiantes tienen que haber rendido todas las materias, es decir que empiezan cada cursada sin deber ninguna.

Pero, para que puedan focalizarse en el estudio, la Comisión de Energía Atómica otorga becas a todos los que son seleccionados de manera que nadie tenga la necesidad de trabajar o de distraerse por razones económicas. La beca cubre todas las necesidades del estudiante mientras cumpla con las condiciones.

Fuente: www.lanacion.com.ar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario
Por favor ingrese su nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.