lunes, junio 24, 2024
InicioNoticias de InterésNorberto Vilar, la muerte que más duele, Horacio Finoli

Norberto Vilar, la muerte que más duele, Horacio Finoli

A los 86 años, murió en la madrugada del lunes 12/6/23 en su departamento del barrio de Once el periodista cultural y de internacionales Norberto Andrés Vilar, figura legendaria de la prensa nacional, quien durante años fue el responsable que los medios locales publicaran materiales de los países con régimen socialista ya que manejó DAN (Distribuidora Argentina de Noticias). Fue redactor de El Mundo, Democracia, Primera Plana, Confirmado, La Opinión, La Calle, quincenario Acción, revista El Arca de su creación al igual que el semanario virtual Gracus, etc. Tuvo una activa militancia gremial en los sindicatos del sector y política en el PC argentino.

¿Quién va a desasnarme ahora, Norber?, ¿quién me recomendará los libros que «hay que leer»?, ¿quién insistirá sobre la importancia de saber lo que piensa el historiador israelí Yuval Noah Harari?, ¿quién, en definitiva, entenderá por-qué me decidí a leer la Biblia y, además, «tu» biblia, que me regalaste: «El capital», de Karl Marx»; ya te dije que tu ecumenismo no lo encontraré más, porque nadie será como vos.Apenas bajado del avión que vos y tu alter ego Miguel Levy me aconsejaron tomar para conocer Turquía, hablamos brevemente después de la vigésima intervención quirúrgica que te hicieron estos días, esta vez para mejorar la función de la próstata, rescatando la alegría en tu voz cada vez que podíamos cruzarnos en una conversación, breve pero intensa.Llevaste a los países socialistas, antes de la caída del Muro, a muchos colegas que querían ver in situ esas experiencias políticas, incluyendo algunos vergonzantes que nada tenían que ver con tu verdadero progresismo, más motivados por turismo que por vocación profesional; los maestros pueden permitirse ciertas licencias que a los comunes no nos están permitidas.Esa ductilidad le permitió a Vilar participar de varias «mesas de los periodistas» que, desde la mítica del club/restaurant «El Progreso» fundada en los sesenta por varios dinosaurios de este oficio, derivó, al menos, en cuatro escisiones tanto por izquierda como por derecha, alimentadas por los vaivenes ideológicos de los gobiernos de turno, a los que, alternativamente, adhieren y rechazan todos los periodistas.Tu alegría contagiosa cada vez que te visitamos en tu casa (en un edificio histórico considerado patrimonio cultural del gobierno porteño) y en el Tigre, sirvió para afianzar una amistad iniciada incluso antes que dirigieras la excelente revista cultural «El Arca» donde viví contigo una experiencia inédita: me pediste un extenso informe sobre la situación del sistema educativo público en los ochenta que, al entregártelo, confesaste que no saldría porque había otra urgencia periodística que lo superaba; igual pagaste el esfuerzo hecho para cumplir en tiempo y forma.Los siete gatos que te acompañaron siempre en los últimos años -comandados por Mandela y Canela- así como la enorme cantidad de perros (llegué a contar once) de tu tribu más íntima, sólo hablan de tu generosidad; así como tu obsesión por conversar con quien proviene de orígenes políticos absolutamente diferentes al tuyo, para enriquecerte y entender las injusticias.Ahora, dejaste sola a Mary, tu abnegada mujer en el último medio siglo, que, sabes, ya tiene ganado el cielo dado que por las siete plagas de Egipto que te cayeron encima desde hace mucho tiempo, siempre te salvó.El dirigente político Ernesto Giudici, el poeta José Luis Mangeri, el activista de los derechos humanos Eduardo Jozami, el escritor Raúl González Tuñón, su colega Oscar Serrat, el periodista Marcos Taire, casi todos los hombres de prensa de «la mesa de los martes» primero y la de «los jueves» después, como Daniel Divinsky, Albino Gómez, 

Jorge “Gamuza” Lozano, Jorge Sethson, Sergio Villarruel, Jacobo Timerman, Vicente López, Isidoro Gilbert, Julia “Chiquita” Constela, Rogelio «Pajarito» García Lupo, Federico Vedrune, Luis «Lucho» Vidal Rucabado, Mario Monteverde, Gabriela Courreges, Graciela Petcoff, Pablo Giusani, Santiago Senén González, Alberto “Ayatola” Rudni, Jose Ignacio López, fueron el mundo de Vilar en los últimos años. Párrafo aparte merece Benito Jablonka, su contador, discípulo y amigo de toda la vida, tan quebrado en estas horas como Levy, casi su otro yo.

Cuando la Revolución Libertadora lo metió preso en Villa Devoto por razones políticas, la frialdad de la cárcel le provocó un principio de tuberculosis que se curó en las sierras cordobesas, hasta que una ulterior afección pulmonar recién pudo erradicarla años después en Bulgaria; aunque jamás abandonó su lucha por mejorar las condiciones laborales de nuestro oficio, a través de la acción gremial intentando siempre superar la mediocridad. Tuvo también en los sesenta un hemotórax en Bulgaria, país que junto a Checoslovaquia lo condecoró por su tarea de «esclarecimiento ideológico».

En la madrugada de este lunes frío, te acostaste con una premonición digna de creyentes, algo tan alejado de vos como la interpretación materialista de la vida, cantaste con toda la voz que te quedaba las canciones catalanas que aprendiste con tu mamá…un rato después Mary te llamó desde la cocina, sin respuesta: estaba todo dicho, no partiste ni al cielo ni al infierno, eso, en todo caso, es para los comunes: uno de ellos, el cuyano Armando Tejada Gómez, escribió que «un amigo, es la vida dos veces»…¿entendés ahora, compañero entrañable, lo que me pasa?.   

Fuente: www.ahoraeducacion.com

Ahora Educacion
Ahora Educacion
En ahoraeducacion.com encontras la información actualizada sobre educación y universidad, becas y nuevas tendencias pedagógicas en todo el mundo. Nuestros editores son testigos de lo ocurrido en la transmisión del conocimiento acá y en América Latina desde los años ochenta del siglo XX, hasta la actualidad.
RELATED ARTICLES

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario
Por favor ingrese su nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Most Popular

Ofertas laborales

Becas en la Di Tella