domingo, mayo 19, 2024
InicioNoticias de InterésEl boom universitario brasilero

El boom universitario brasilero

2 - noticiasRÍO DE JANEIRO.- Cada vez más, los jóvenes brasileños apuestan a la educación como llave para un mejor futuro. Al menos así lo demuestra la cifra récord de 8,7 millones de estudiantes que el fin de semana último participaron del Examen Nacional de Enseñanza Media (Enem), cuyos resultados sirven para el ingreso a las universidades públicas y para los programas federales de financiamiento académico. Se trató de un aumento de 21,6% en relación con los inscriptos el año pasado para estas pruebas, que se han convertido en el segundo mayor test de selección del planeta después del que se realiza en China.

«El imaginario del joven brasileño se está alterando y la gente cree que puede cambiar su futuro a través de la educación. Por eso tenemos este crecimiento constante en el Enem. Hay un despertar de la sociedad en la cuestión educacional en función de los programas federales, que han crecido», destacó el ministro de Educación, Henrique Paim, al referirse a la triplicación de puestos en las universidades federales, la ampliación de la ley de cuotas y programas como el Universidad para Todos, el Financiamiento Estudiantil o las becas del Ciencia sin Fronteras.

Desde hace ya varias semanas, por todos lados se veía a grupos de estudiantes preparándose para las pruebas del Enem, 180 preguntas de respuesta múltiple divididas en dos días y cinco áreas: el sábado, Ciencias Humanas (Historia, Geografía, Filosofía y Sociología) y Ciencias Naturales (Biología, Física y Química); el domingo, Lenguaje (Portugués, Literatura, Idioma Extranjero -español o inglés-, Artes, Tecnología de la Información y Comunicación), Redacción, y Matemática. En los quioscos de revistas abundaban las publicaciones sobre el examen; en Internet había numerosos sitios con consejos para encarar las preguntas, y hasta se creó un aplicativo para celulares que permitía ejercitarse en cualquier lugar.

«Estuve meses preparándome, y en las últimas semanas no fui a fiestas, ni al cine, ni a cenar afuera. Por suerte todos mis amigos estaban en la misma. Todos saben la importancia que tiene el Enem ahora para avanzar en la educación», comentó a LA NACION la carioca Virginia Silva, de 18 años, quien pretende estudiar Medicina.

Originalmente concebido para evaluar el nivel de la educación secundaria, el Enem, que fue creado en 1998, durante el gobierno de Fernando Henrique Cardoso, fue rediseñado en 2009, con la administración de Luiz Inacio Lula da Silva, como mecanismo de selección para la enseñanza superior.

La calificación que se obtenga en estas pruebas, que varía de 0 a 1000, servirá luego para que el estudiante pueda elegir entre las universidades públicas y las privadas que forman parte del Sistema de Selección Unificada (Sisu) y del Sistema de Selección Unificada de Educación Profesional y Tecnológica (Sisutec), así como entrar en los programas de financiamiento y becas públicas. Si bien muchas casas de estudios privadas tienen sus propios exámenes, cada vez más están adoptando el Enem como parámetro para el ingreso, sobre todo por la popularidad que ha adquirido en los últimos años entre los estudiantes: en 2010 hubo 4,6 millones de inscriptos; en 2011, 5,3 millones; en 2012,, 5,7 millones; en 2013, 7,1 millones, y en la edición de este año fueron 8.721.946.

La mayoría de los inscriptos (58,11%) eran mujeres, una tendencia que se ha fortalecido en los últimos años. Del total de estudiantes que realizaron las pruebas, 57,91% se autodefinieron como negros, 37,7% blancos, 2,15% asiáticos, 0,62% indígenas y 1,59% optaron por no declarar su origen racial. El 85% de los inscriptos estaba entre los 15 y los 29 años.

Las pruebas fueron confeccionadas, administradas y evaluadas por el Instituto Nacional de Estudios e Investigaciones Educativas (Inep, por sus siglas en portugués), un ente autárquico del Ministerio de Educación. Para que no hubiera filtraciones, fueron resguardadas hasta último minuto por militares del ejército, encargados de distribuirlas en las 1699 ciudades en que se tomaron los exámenes. La seguridad que rodeó al Enem requirió una logística casi de guerra, con más de 30.000 agentes para garantizar la seguridad, y, además, este año, se utilizaron también los centros de comando y control creados para el Mundial de fútbol. Al final, los problemas más serios fueron la eliminación de 1519 personas por copiarse, uso indebido del teléfono celular o por llegar tarde a las pruebas.

Fuente: Alberto Armendariz para www.lanacion.com.ar

Artículo anterior
Artículo siguiente
Ahora Educacion
Ahora Educacion
En ahoraeducacion.com encontras la información actualizada sobre educación y universidad, becas y nuevas tendencias pedagógicas en todo el mundo. Nuestros editores son testigos de lo ocurrido en la transmisión del conocimiento acá y en América Latina desde los años ochenta del siglo XX, hasta la actualidad.
RELATED ARTICLES

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario
Por favor ingrese su nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Most Popular