El ministro de Educación Nicolás Trotta y la modalidad del ciclo lectivo 2021: «volvemos a una presencialidad cuidada y segura», dijo el funcionario, quien trabaja para que las clases presenciales regresen siempre que los indicadores epidemiológicos de cada distrito lo permitan. Se reunió con representantes de UNICEF y UNESCO. La vacunación a los docentes.

«Volveremos a una presencialidad cuidada y segura que iremos intensificando según los indicadores epidemiológicos de cada una de las jurisdicciones», aseguró en diálogo con Página/12 el Ministro de Educación, Nicolás Trotta, tras un encuentro que realizó este lunes con autoridades de Unesco y Unicef. El titular de la cartera se encuentra recorriendo distintas provincias del país y, en línea con las declaraciones del presidente Alberto Fernández en las que aseguró que las clases iniciarán en marzo, detalló que «hay consenso en que cada una de las medidas que se llevan adelante deben implicar la priorización de la presencialidad». El ministro confirmó que la vacunación de los docentes comenzará en febrero, pero que «no es una condición indispensable».

Según expresó Trotta, el regreso a las aulas que están planificando desde el Gobierno «será con los protocolos vigentes que contemplan medidas de distanciamiento social mínimo: uso de los tapa boca, medidas de desinfección y cierto escalonamiento». «La pandemia no ha finalizado, pero a lo largo de 2020 hemos aprendido a convivir de una manera segura con el virus y eso es parte de lo que queremos reflejar en esta etapa de inicio de ciclo lectivo 2021», señaló. 

Trotta aseguró que Unicef y Unesco «acompañan la estrategia que está planteando el gobierno argentino con cada una de las jurisdicciones», y que, en la reunión que mantuvieron este lunes en el Palacio Sarmiento, planificaron en conjunto «una estrategia de desarrollo para el regreso a la presencialidad cuidada». También detalló que conversaron sobre la posibilidad de lograr una articulación para «la construcción de los consensos necesarios con todos los actores del sistema educativo y de nuestra sociedad, para poder evaluar de manera conjunta la experiencia de lo que han sido los distintos momentos del 2020 y 2021, los esquemas de presencialidad que se llevaron a cabo en nuestro país y también en otros países del mundo». «Evaluamos la situación de distintos países de América Latina, más allá de que es difícil generar un esquema lineal de comparación entre las experiencias de cada uno de esos países», agregó.

Luisa Brumana, presidenta de Unicef Argentina, puntualizó en diálogo con este diario que durante el encuentro «expresamos el compromiso de Unicef y Unesco para acompañar a la Argentina en intentar volver a la presencialidad como regla en 2021. Obviamente, en el contexto de pandemia en que nos encontramos, con todas las medidas necesarias». «Nos comprometimos también a compartir con el Ministerio y con toda la comunidad educativa las últimas evidencias que se van generando a nivel mundial y, en particular, en la región latinoamericana. También apoyaremos la generación de un consenso entre los distintos sectores para garantizar un retorno a la presencialidad de manera segura», indicó. 

En esa línea, la titular de Unicef Argentina adelantó que, junto con los miembros de Unesco de otros países, están planificando, tal como se acordó en el encuentro con el ministro Trotta, una reunión entre los titulares de las carteras educativas de varios países de la región «para compartir más y mejor la experiencia de cada uno de ellos en torno a la presencialidad escolar».

En el marco de las críticas de los sindicatos docentes que, entre otras cuestiones, aseguran que muchas de las instituciones no están preparadas para un regreso seguro, Trotta subrayó que «a lo largo de 2020 cada jurisdicción llevó adelante distintas obras de infraestructura y el Estado nacional ha transferido 2300 millones de pesos para pequeñas refacciones de escuelas y para la adquisición de insumos de limpieza y desinfección». Sin embargo, admitió que «todo eso hay que fortalecerlo y es una responsabilidad indelegable de cada Estado garantizar condiciones mínimas para que pueda haber una presencialidad segura en el aula». «En las escuelas que no estén dadas las condiciones básicas, por supuesto que habrá que llevar adelante las modificaciones necesarias para cumplir los lineamientos».

La Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) emitió un comunicado en el que destacó que el regreso de las clases presenciales debe ser consensuado con los maestros en las reuniones de la paritaria nacional, que se realizarán en febrero. En esa línea, Trotta indicó que «nuestra posición es clara, pero por supuesto que en el marco paritario vamos a discutir todos los aspectos que sean necesarios con los sindicatos. Creemos que tenemos que transitar el desafío de la priorización de la presencialidad cuidada en las escuelas y, todos los gobernadores con los que ya hemos conversado han manifestado su apoyo en ese sentido».

Durante las últimas semanas Trotta recorrió las seis provincias del NOA, este lunes estuvo en San Juan donde participó junto al gobernador, Sergio Uñac, de la inauguración de obras de refacción de la Escuela de Nivel Inicial Nº35, y hasta el miércoles visitará las tres provincias de cuyo. Además, adelantó que antes del 10 de febrero recorrerá las las 24 jurisdicciones educativas.

Vacunación a docentes

«El proceso de vacunación se va a iniciar en febrero. Esa fue una decisión que adoptó nuestro gobierno en noviembre para priorizar la presencialidad del ciclo lectivo 2021», destacó Trotta. Luego, especificó que «los docentes se encuentran dentro de los cinco grupos priorizados para la vacunación y en el marco del Consejo Federal, este viernes nos reuniremos y pretendemos establecer un orden para priorizar a los docentes que más lo necesiten».

El titular de la cartera educativa aclaró también que «siempre dijimos que tanto la vacunación, como la mejora de los indicadores epidemiológicos son dos variables que nos deberían permitir ir intensificando la presencialidad, pero también hay que decir que la vacuna no es condición indispensable». Brumana, en ese sentido, señaló que para Unicef «la vacunación de los docentes es muy importante, pero no una condición fundamental». «Creemos que no hay que esperar, que hay que trabajar en las medidas de seguridad en cada escuela y con eso avanzar dependiendo de los contextos epidemiológicos». Con respecto a la posible inoculación de los alumnos, Trotta especificó que por ahora «los chicos no son prioridad para vacunar». 

De CTERA

El Gobierno, primero a través del Presidente Alberto Fernández y luego a través de su jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, aseguró que la vuelta a las clases presenciales es una prioridad para este año. Cafiero, de hecho, confirmó que para dar ese paso, la vacunación de los docentes es nodal y que harán todo lo posible para que se materializa lo más pronto posible y el ministro de Educación, Nicolás Trotta, dijo que esta semana dará detalles sobre cómo será el proceso para aplicarles en antídoto. Llegó la respuesta del principal gremio de los docentes.  La Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) advirtió que el regreso de las clases presenciales debe ser consensuado con los maestros en las reuniones de la paritaria nacional, que se realizarán en febrero, y reclamaron a las gobernaciones que llamen a paritarias provinciales para atender las realidades específicas de cada lugar. Así lo señalaron en un documento dado a conocer esta misma semana.

En el documento, firmado entre otros por Sonia Alesso y Roberto Baradel, la Ctera señala que la incidencia de la covid 19 en los niños y adolescentes “ha aumentado desde el verano de Europa y Estados Unidos” y muestra “una tendencia paralela a los casos en adultos”, por lo que los centros para el control y prevención del virus “han recomendado extremar las medidas de cuidado en las escuelas”.

La confederación docente agrega su preocupación sobre el panorama en curso en la Argentina, donde “en las últimas semanas se observa un incremento de casos en los más jóvenes” y agrega la incertidumbre que provoca la aparición de nuevas cepas.

El sindicato da su abierto respaldo a la iniciativa de vacunar al personal docente y no docente. En esta línea remarca que la vacuna es “una estrategia de contención epidemiológica colectiva”.

Sin embargo, reclama que el retorno de la presencialidad sea debatido con los gremios en la paritaria nacional convocada para febrero, y con el mismo objetivo  que las gobernaciones llamen sin demora a las paritarias por distrito.  

Una de las condiciones de trabajo por las que hay preocupación son los espacios en los edificios escolares y el modo en que se planificarán las actividades, según la evolución de la pandemia. Otra es la falta de recursos para el trabajo docente en la virtualidad, dado que el sistema educativo pasará por una etapa de modalidad mixta, de presencialidad combinada con aprendizaje desde la casa. 

Por otro lado, CTERA se muestra preocupada por las nuevas cepas del virus. Citando ua publicación de la la Universidad Johns Hopkins (EEUU) señala que las mutaciones «pueden contribuir a un aumento de infección en poblaciones más jóvenes«.

El ministro de Educación, Nicolás Trottaadelantó algunos criterios de la estrategia para vacunar a los docentes. En declaraciones a Radio Nacional dijo que esta semana se definirá el orden de cómo serán inmunizados pero que se comenzará por los que tienen un «vínculo más físico» con sus alumnos, como los de educación especial, jardín de infantes y los tres primeros años de primaria.

Por otro lado, sostuvo que la vacuna «no es condición indispensable» para garantizar la presencialidad y que la permanencia en las aulas será gradual y deberá avanzar de manera «cuidada y segura».

«El desafío que tenemos es garantizar una presencialidad segura en nuestro sistema educativo, es parte de la agenda que presentamos a los gobernadores», sostuvo el ministro.

En ese sentido, señaló que el objetivo del Gobierno es recuperar la normalidad a lo largo de este año de la mano del «proceso creciente de vacunación».

En relación a la postura de los gremios para volver a la presencialidad en las aulas, aseguró que va a recorrer las 24 jurisdicciones para mantener reuniones «tanto con ministros y ministras de educación como con organizaciones sindicales».

Udocba

El secretario general de la Unión Docentes de la provincia de Buenos Aires (Udocba), Miguel Ángel Díaz, aseguró que trabajan en conjunto con IOMA, la obra social de los empleados públicos del distrito,  en lo que será la vacunación del personal docente de la provincia.

«Estamos trabajando conjuntamente con IOMA en lo que va a ser la vacunación del personal docente de la provincia», dijo Díaz en declaraciones radiales.

Agregó que hoy tienen una reunión con el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof por la campaña de vacunación y que tienen puesta la expectativa en ese encuentro del que estiman surgirán «las fechas» para la inmunización de los docentes.

Fuente: Melisa Molina para www.pagina12.com.ar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario
Por favor ingrese su nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.